Comentarios

Por qué el tiempo de calidad con los niños no es una solución

Por qué el tiempo de calidad con los niños no es una solución

Cuando se trata de encontrar un equilibrio entre la vida personal y la carrera, muchos adultos piensan que, aunque trabajan duro y no ven a su familia muy a menudo, siempre les recuerdan que hagan sorpresas agradables y pasen tiempo. tiempo de calidad con ellos

Un simple paseo en bicicleta con niños permanece incrustado en la mente de los padres en los detalles más pequeños. El canto de los pájaros, la ligera brisa de la mañana y el suave sol que manejan las caras son los elementos de un escenario memorable, desde el punto de vista del padre. Y automáticamente, piensa que sus pequeños siempre recordarán, con la misma emoción, ese paseo en bicicleta.

Tiempo de calidad, un concepto sobrevalorado

Muchos padres creen que pueden compensar las horas o días que pasan lejos de los niños y la familia, a través de lo que muchos teóricos y especialistas en crianza llaman "tiempo de calidad". Teniendo un horario de trabajo ocupado, a veces teniendo que viajar fuera de la ciudad, piensan en maximizar el poco tiempo que pasan en casa. Y mi objetivo es estar 100% presente.

Esta lógica es lo más convincente posible. Nadie niega que un paseo en bicicleta, en un soleado domingo por la mañana, con niños, no sea una idea mucho mejor que llevar a su hijo en automóvil, todos los días, después del trabajo, donde sea que necesite estar. ir al médico, ir de compras o pilates.

El problema es diferente. No podemos clasificar el tiempo que pasamos con nuestros seres queridos en "tiempo de calidad" y "tiempo libre de calidad". Y ciertamente no podemos decidir de antemano cuándo tendrán lugar esos momentos memorables. La noción misma de "tiempo de calidad" implica que nuestra visión de lo que hace el tiempo de "calidad" o "memorable" es la misma que la de nuestros hijos. O esto está lejos de la realidad.

El niño puede despertarlo por la noche, porque su almohada es tierno y no puede dormir cómodamente. En otras palabras, los niños no siempre perciben las cosas como los adultos. Un paseo en bicicleta con el hijo puede ser memorable para el padre, pero frustrante para el niño, por la sencilla razón de que no usa su casco favorito.

No hay tiempo de calidad, solo hay tiempo

Los momentos especiales ocurren de forma natural, espontánea, cuando estás con tus seres queridos. Si te propones pasar "tiempo de calidad" con tus hijos, descubre que no existe tal cosa. Solo hay tiempo

La noción de "tiempo de calidad" puede ser útil para algunas personas. Puede servir como un recordatorio para aprovechar el poco tiempo que paso en la familia, encerrando teléfonos celulares y computadoras portátiles, para estar presente no solo físicamente, sino también en el alma. El peligro surge cuando se pone demasiado énfasis en este tiempo de calidad. Y esto se debe a que los adultos tienden a atribuir demasiado valor a los recuerdos, en lugar de la rutina diaria, la que ayuda al niño a aprender y desarrollarse.

La lección de renunciar

Como padres, la idea de pasar unas horas memorables con nuestros hijos nos hace sentir menos culpables por estar lejos de la familia. Al mismo tiempo, nos permite rechazar ciertas actividades por no ser de "calidad". Pero hay un riesgo que debemos tener en cuenta: las expectativas familiares pueden llegar a ser muy altas. Y este hecho ejercerá automáticamente una gran presión sobre los momentos de calidad que programamos con la familia. A partir de aquí viene una profunda sensación de decepción y fracaso, cuando esos momentos en los que quería "calidad" no demuestran ser memorables. Renunciar a un estándar de calidad sobrevalorado puede ayudar a padres e hijos a pasar buenos momentos juntos.

Si tiene un trabajo que involucra muchos viajes en interés del servicio, trate de no concentrarse en crear recuerdos memorables. Concéntrese en crear y mantener una conexión cálida con su familia. Deja de pensar en pasar tiempo de calidad. Solo piense en pasar tiempo con sus seres queridos, etc.

Al final del día, cualquier padre puede crear momentos memorables con sus hijos, siempre y cuando exista esa conexión única, destinada a hacer que los pequeños se sientan seguros, importantes y amados.

Etiquetas Time Quality Kids Parenting Tips Mother Life